Ameghino está definitivamente listo para afrontar su segunda temporada en la Liga Argentina de Básquetbol. Pasaron las diez semanas de pretemporada y sólo restaba una cosa: la presentación oficial del plantel.
La misma reunió a dirigentes del club, jugadores y cuerpo técnico que fueron acompañados por el intendente de Villa María, Martín Gill; el presidente del Ente Deporte y Turismo, Marcos Bovo, y el director de Deportes del Municipio, Fernando Badrán.
El León debutará en la temporada 18/19 de la segunda categoría del básquet argentino ante Deportivo Norte, en Armstrong, el próximo miércoles. Al día siguiente jugará en Rosario contra Sportivo América.
El primero en tomar la palabra en la presentación realizada en el gimnasio del club en calle San Juan fue el intendente de la ciudad, quien destacó que “este es un proyecto que año tras año avanza, aún en contexto de dificultades”. Gill sostuvo que la institución “tiene hoy un equipo humano que trabaja con mucho esfuerzo y voluntad; y un cuerpo técnico consolidado, con Pablo Castro a la cabeza que está por empezar su novena temporada” lo cual logra “identidad” y “detrás de esto está el espíritu de la ciudad, lo que creo que Ameghino representa con claridad”.
“Tenemos orgullo de lo que se ha hecho en el club en este tiempo, independientemente de los resultados, porque lo que vemos es trabajo, dedicación, constancia, superación y buena gente”, remarcó Gill.
En su turno, el director del ente Deporte y Turismo, Marcos Bovo, reconoció que “el club hace muchas actividades complementarias, como la de los playones deportivos, y por tal motivo nos sentimos orgullosos”.
“Hoy Ameghino es sinónimo de Villa María y trasciende la ciudad”, ponderó Bovo, quien confesó: “Sus sueños son también los de nosotros y los de muchos villamarienses que se sienten identificados con este proyecto”.
Finalmente, Ariel Ferreyra, presidente de la institución, agradeció la presencia de los medios de prensa, a los funcionarios y a los sponsors, pero sobre todo al grupo de personas que colabora incansablemente en el club.
Pablo Castro fue claro al hablar de metas: “Todos los años, el objetivo es superar lo del año anterior”. “Es obligación que cada uno trate de mejorar al que tiene al lado, que cada uno esté exigido a ser un poquito mejor cada día”, manifestó.
El entrenador principal del León respondió preguntas referidas al plantel. Al respecto dijo que este grupo de jugadores “se siente más cómodo con el estilo de juego que pretende el club que los que teníamos la temporada anterior, que varios de ellos hicieron un sacrificio enorme para jugar de la forma en que queríamos y yo se los valoro muchísimo”.
En cuanto a los rivales, el DT manifestó que “creo que se ha dividido la zona entre los equipos que por no haber descenso no hicieron locuras económicas y no están tan fuertemente armados en relación al año pasado en cuanto a nombres, pero hay un lote grande de equipos que han mejorado mucho tratando de buscar un ascenso”.
Por su parte, Abel Aristimuño, quien jugará su décima temporada vistiendo la casaca rojinegra, dijo sentirse “muy contento por ser parte del crecimiento del club” y sobre la preparación del equipo, remarcó que “entre nosotros nos reímos porque fue una de las temporadas más largas y duras que muchos hemos tenido, pero sabemos que esta base es la que nos va a ayudar en todo el torneo”.

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwitter
instagram